Get Adobe Flash player

Get Adobe Flash player

Noticias

 

 

 

Foro Ciudadano Impactos por Antenas de Telecomunicaciones

 

Representantes de la Coordinadora de Comunidades Afectadas por Antenas junto al CESTA realizaron en las instalaciones del auditorio del Banco Central de Reserva un foro ciudadano para dar a conocer los impactos negativos que producen las antenas de telecomunicaciones a la salud humana y al medio ambiente.


El Ingeniero Tomas Campos ex super intendente de la SIGET, asegura que el problema no son las antenas de telecomunicaciones sino la falta de regulación de las mismas “el problema es la exposición permanente ante estas antenas”.


Para el ingeniero es necesario que El Salvador contemple un Protocolo Nacional para la regulación de instalación y transmisión de las antenas, a fin de evitar efectos nocivos al ambiente y a la salud. En dicha normativa se establecerían los tipos de radiación, áreas de impacto, y los valores adecuados de densidad y potencia. 


 

Entre los impactos negativos a la salud de acuerdo a la Licenciada Eva Padilla, están fatiga crónica, cefaleas, vértigos, insomnio, alteraciones de la presión arterial, disfunciones del ritmo cardiaco, degeneraciones cerebrales como el Alzheimer, enfermedades cancerígenas como leucemia y tumores cerebrales, en mujeres embarazadas puede producir inclusive abortos, enfermedades que no son explicables por las causas conocidas.


Los integrantes de la Coordinadora aseguran que las zonas más afectadas por la instalación no regulada de antenas de telecomunicaciones son la Colonia San Luís, Colonia Santa Marta, Colonia Centroamérica, Escalón, Katia Miranda, Colonia Satélite, el hospital de niños Benjamín Bloom, y los alrededores del Parque Cuscatlán.


Según el ambientalista Ricardo Navarro presidente del CESTA, la falta de regulación en la instalación de antenas de telecomunicaciones especialmente de teléfonos móvil “es mucho más peligrosa que el cigarro”. “Lo que a nosotros nos sorprende es que las autoridades no regulen los impactos a la salud y el medio ambiente” aseguró.


De acuerdo con la representante de la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos Yanira Cortez, la falta de preocupación de las autoridades al no regular la instalación de estas antenas a más de 50 metros como dicta la ley es lo que está violando un derecho fundamental como el derecho humano a la salud.


Afirmó además que existen autoridades a quienes les compete brindar información y no lo hacen por lo que también están violándole el derecho a los ciudadanos a estar informados.


Por su parte los representantes de la Coordinadora de Comunidades Afectadas por Antenas, piden  que se prohíba la instalación de antenas de telefonía móvil en zonas densamente pobladas, zonas verdes y áreas de esparcimiento y recreación, áreas naturales protegidas, cerca instituciones educativas y centros de atención como hospitales.   

 

Solicitaron además contar con una ley nacional y con ordenanzas que regulen la instalación de antenas tomando en cuenta el enfoque ambiental y el derecho a la salud de las personas, puesto que en la actualidad a las empresas no se les exige estos requisitos ya que la ley los exenta de estos.

 

Escrito por Mary Pérez